Tres jotos, cierta ocasión,
en un café platicaban,
y el tema que ellos trataban,
era la reencarnación.

Dijo uno cuando me muera,
yo quisiera reencarnar,
en abejita y volar
por flores de la pradera
y cada una chupar.

Dijo el otro , quiero ser
igual que tú una abejita
y andar por las florecitas
y su polen relamer.

Y el restante de los tres,
dijo con eso me aburro,
por lo tanto , yo a mi vez,
quiero reencarnar en burro.

Los otros dos le dijeron:
Tereso no seas babotas,
imagínate que fiero
te verás con tu cosota.

Tereso con alboroto,
luego les quiso aclarar:
"Quiero en burro reencarnar,
pero que sea un burro joto".