Foros México  

Regresar   Foros México > Secciones > Cuarentones al ataque!

Responder
 
Herramientas Estilo
  #11  
Viejo 13-November-2012, 11:06
HERBERT HERBERT no ha iniciado sesión
Forista Bronce
 
Registrado: 01-10-08
Posts: 406
Predeterminado Re: El tercer Reich

# 8
SOLO EL PODEROSO ES EL MAS FUERTE, SI ESTA SOLO
Tomado en parte de “Mein Kampf” pgs. 574 -.578... de A.Hitler el dictador más odiado del siglo XX**

Una vez fundado el nuevo movimiento, teniendo un determinado programa, no tarda mucho quien afirma estar persiguiendo la misma meta, pero de ninguna manera por haberla fijado como resultado de un propio esfuerzo, sino con la finalidad de robarse los procedimientos y incluirlos en un nuevo partido. En eso son tan sinvergüenzas como para asegurarle al mundo distraído, que ya desde hace mucho tiempo habían querido lo mismo y rara vez no tienen éxito, en colocarse en el foco de las atenciones, en lugar de ser despreciados. ¿Pues acaso no es un gran descaro, el de pretender, que los lineamientos programados de un nuevo movimiento, que otro ideó, abanderarlos como propios, para luego ir por su propio camino? Pero la frescura se demuestra especialmente, en que los mismos elementos que primero ocasionaron la fragmentación, de acuerdo con las experiencias, ahora se consideraban indispensables para hablar de una concordia y unidad. Eso, sin embargo, cuando notaban, que la ventaja del adversario era inalcanzable.

Tal acontecimiento se debe a la “fragmentación étnica”

Lo anterior especialmente es aplicable al principal combatiente del “Partido Socialista Alemán”

(= DSP) en Nuremberg, Julios Streicher.
Nuestro NSDAP y el DSP, habían surgido con las mismas metas finales, pero entre si totalmente independientes. El pionero del DSP, el maestro de escuela Julius Streicher, ya mencionado, por lo pronto estaba convencido y confiado sobre la misión y el futuro de su movimiento, pero cuando pudo reconocer la mayor fuerza y el mayor crecimiento indudable del NSDAP, suspendió su actividad en el DSP y exhortó a los miembros a afiliarse al victorioso NSDAP, para hacer causa común en la misma meta. Eso era una decisión muy personal a la vez que muy honesta.

Durante los primeros tiempos de nuestro movimiento, ya no había habido ninguna clase de fragmentación, sino la honesta voluntad generalizada de todos los hombres los ha motivado a seguir hasta el final.

Lo que hoy la palabra “fragmentación étnica” significa, se le debe a la existencia de ya mencionadas causas: Hombres ambiciosos, que nunca han tenido ni propias ideas ni mucho menos metas, y que sintieron “llamados por vocación” justamente en el momento en el que el NSDAP se enfilaba a su mayor madurez.

A través de la creación de comunidades de trabajo, asociaciones débiles nunca se convertirán en fuertes, pero SI puede una asociación fuerte sufrir un detrimento por la débiles. La opinión de que mediante la agrupación o fusión de varias asociaciones débiles conducen a una más fuerte, es totalmente errónea. Nunca una asociación de muchos tontos, imbéciles e ignorantes ha dado una comunidad de inteligentes, ni el acoplamiento de cobardes.
También por esa clase de agrupaciones se impide el libre juego de las fuerzas, la lucha por la selección del mejor y la victoria final del más sano del más fuerte.
Son por lo tanto dichas asociaciones enemigos del desarrollo, porque en su mayoría entorpecen la solución de los problemas, en lugar de favorecerlas.

Puede suceder, que por consideraciones puramente tácticas, la dirección superior de un movimiento, con miras al futuro, de todos modos emprenda por corto tiempo, un acuerdo con asociaciones parecidas sobre el tratamiento de ciertas cuestiones, para dar los pasos en común. Pero esta situación jamás debe conducir a una eternización, con lo cual el movimiento mismo renunciaría a su independencia para cumplir con su misión.

No hay que olvidar jamás, que todo lo verdaderamente grande en este mundo no se ha conseguido mediante las coaliciones, sino que siempre ha sido el éxito de un solo vencedor. Los éxitos de una coalición, ya llevan en sí, el germen de un futuro desmembramiento y la pérdida de lo conseguido, por su tipo de procedencia. Grandes movimientos verdaderamente revolucionarios, no son ni remotamente realizables, sin que una sola organización lo logre, a través de una lucha titánica.
Eso me lo enseñó la triste experiencia de la guerra mundial, en la que el imperio austrohúngaro y unos estados balcánicos como aliados, eran la piedra en el zapato del poderoso ejército alemán, del Kaiser.

De esta misma manera, el estado de una etnia alemana no se podrá lograr, solo con la firme voluntad de una comunidad de trabajo, sino solo por la férrea e incondicional voluntad de un solo movimiento, que ha luchado contra todos.

Sin embargo debo recordar un viejo adagio, que dice que la “unión hace la fuerza”, y eso sin duda se refiere al viejo emblema del imperio romano, que representa un hacha guerrera rodeada de flechas iguales cuyo nombre es “fasha”. En mi concepto eso representa la unión de todos los pueblos alemanes como flechas rodeando a un nuevo ejército alemán.


POR ESO, SOLO EL PODEROSO ES EL MAS FUERTE, SI ESTA SOLO.


SIGUE
Citar y responder
  #12  
Viejo 13-November-2012, 11:10
HERBERT HERBERT no ha iniciado sesión
Forista Bronce
 
Registrado: 01-10-08
Posts: 406
Predeterminado Re: El tercer Reich

# 9

PUEBLO Y RAZA
Tomado en parte de “Mein Kampf” pgs. 311 - 328...de A.Hitler el dictador más odiado del siglo XX**

Hay verdades, que son tan simples, que precisamente por eso, no las ve el mundo o por lo menos se han observado para ser reconocidas. De esta manera el mundo pasa por alto estas perogrulladas, y luego se asombra cuando alguien descubre algo, que todo mundo debía saber. Se encuentran como los “Huevos de Colón” por miles donde quiera, solo que los “Colónes” son bastante escasos para encontrarlos.
De esta manera sin excepción la gente se pasea por el jardín de la naturaleza presumiendo, que casi todo lo sabe y conoce, y sin embargo, con pocas excepciones, esta ciega para las principales reglas básicas de su gobernar: su aislamiento interno de todos los especimenes de seres vivientes de la tierra.

Ya desde una superficial observación, ésta nos muestra como una férrea e inquebrantable ley, la limitada forma de reproducción y multiplicación, en incontables formas de expresión de la voluntad de vivir de la naturaleza. Cada animal se aparea solo con su compañero de la misma especie. El gorrión busca su gorriona, el zorro busca su zorra, el lobo la loba, el tigre la tigresa y el oso la osa, etc.

Cada cruzamiento de dos seres de diferentes especies, proporciona un producto intermedio entre las propiedades y talentos de cada uno de los padres. Es decir, la cría sería superior a la característica negativa de una parte de sus padres, racialmente hablando, pero no superior a los talentos del otro de los padres. Consecuentemente sucumbirá más adelante en la lucha contra aquellos de solo dones y talentos positivos, o sea los más fuertes genéticamente hablando. Tales apareamientos contradicen la voluntad de la naturaleza de la selección natural para la superación racial. El más fuerte ha de permanecer y no debilitarse con la mezcla con el menos fuerte, sacrificando algo de su propia grandeza. Solo un hombre débil de nacimiento puede sentir eso como crueldad, pero por eso mismo es un hombre limitado y débil. Si no existiese esa ley, cada superación en el desarrollo de lo que representa vida orgánica sería inconcebible.

La consecuencia de este instinto hacia la pureza de las razas, que en la naturaleza, es de general validez, y de la estricta delimitación de las diversas razas, no solo hacia afuera, sino también por su misma manera de ser en su interior. Un zorro siempre es un zorro, el ganso siempre un ganso y así también el tigre, y la eventual diferencia a lo sumo puede radicar en el grado de poder o fuerza, agilidad y perseverancia e inteligencia de cada ejemplar. Pero jamás habrá un zorro, que no se quiera comer una gallina, y tampoco un gato, que vea a un ratón con ternura.

Pero el hombre, durante su milenaria historia, ha metido la mano en este proceso tan natural de la naturaleza, y mediante la selección de ciertas características hereditarias de una especie, ha tratado de intensificar mediante la cría y cruzamientos sistemáticos y así lograr convertir un lobo en un perro pastor, o un urogallo en un gallo de corral. Pero igualmente mediante la castración, un toro bravo o semental se convierte en un buey, heredando la tremenda fuerza del toro, pero con la docilidad de un animal sin voluntad. De la misma manera, y durante la edad media y en el cercano oriente, a ciertos hombres los castraban, erradicando toda sexualidad, para cuidar el harem de los jeques y shas y otros dignatarios de tribus y pueblos. Igualmente en una lejana época, la iglesia católica usó el mismo procedimiento en monjes cantores, para que su voz sonara juvenil y femenina, pensando que era más celestial.
Sin embargo, y sin emplear artificio alguno, se han apareado un caballo con una burra o viceversa, y la cría siempre ha sido estéril, incapaz de reproducirse, como lo es la hembra llamada mula, o su hermano llamado mulo o macho. Aquí la misma naturaleza le puso un alto a estas aberraciones, aunque la mula genéticamente es más talentosa para caminar por lugares agrestes y peligrosos, que su madre, que era yegua, con las patas frágiles y delicadas.

Pero considerando preservar la pureza de una especie racial parecido al ejemplo de la cuza de la burra con un caballo, para intensificar ciertas facultades y erradicar otras menos deseables, también debería tomarse en cuenta, la limitación de la proliferación de ciertos individuos del hombre con defectos genéticos, o enfermedades hereditarias, reduciendo el número de dementes, o autistas o degenerados sexuales y hasta homosexuales, entre otras. Esto se conseguiría mediante una esterilización sexual del individuo.

Determinadas ideas se relacionan con determinada gente y eso vale principalmente para aquellos pensamientos, cuyo contenido no se basa sobre una verdad científica, sino que vienen del mundo de los sentimientos, y que hoy se expresa tan brillantemente con “vivencia interna”. Todas esas ideas, que nada tienen que ver con fría lógica, sino que se expresan en manifestaciones en conceptos éticos sensitivos y emotivos atados a la existencia del hombre, ese hombre, a cuya fuerza creativa y de imaginación le debemos nuestra existencia misma.
Pero precisamente entonces debemos procurar la conservación de determinadas razas del hombre, como premisa para la permanencia de esas ideas.

El que desea, por ejemplo, de todo corazón el éxito del movimiento pacifista en todo el mundo, tendría que apoyar con todos los medios a su alcance, la conquista del mundo por conducto de los alemanes, porque si sucediera lo contrario, perecería junto con el pacifista también el último alemán. Eso, porque el otro mundo, difícilmente hubiera creído esta estupidez, que peca de ser insensata e ilógica, pero que a pesar de eso, quedó anclado en el subconsciente de nuestro pueblo. Por lo tanto, había que decidirse en ir a la guerra, para llegar al pacifismo.

Lo expuesto no es otra cosa, que lo que tenía en mente el “magnánimo” presidente americano Wilson, y por lo menos eso lo creían fantasiosos alemanes, y con lo cual se había cumplido con su propósito, cuando le declaró la guerra a Alemania...para conseguir la paz.


SIGUE
Citar y responder
  #13  
Viejo 13-November-2012, 11:17
HERBERT HERBERT no ha iniciado sesión
Forista Bronce
 
Registrado: 01-10-08
Posts: 406
Predeterminado Re: El tercer Reich

# 10

EL ARIO Y EL JUDIO
Tomado en parte de “Mein Kampf” pgs. 329 - de A.Hitler el dictador más odiado del siglo XX**


La humanidad misma, ha sido creada por la naturaleza de diversas formas, de acuerdo con las exigencias del medio ambiente que la rodeaba, y eso hoy lo llamamos raza. Aunque básicamente no se puede hablar de calificar como superior o inferior una raza, opino que todas tienen un origen determinado. Sin referirme al color de la piel o de otras características visibles, según alguna documentación opino, que la raza llamada blanca tuvo su origen en algún lugar del medio oriente y se llaman “Arios”, como la cuna de una raza pura y portadora de culturas occidentales.

Es fastidioso discutir, cuales razas o cual raza es el portador original de la cultura humana, y con eso ser los verdaderos creadores de eso, que llamamos humanidad. Es más sencillo hacerse la pregunta en el presente, y es aquí donde se encuentra la respuesta con más claridad. Lo que hoy observamos ante nosotros de la cultura humana, son los resultados del arte, de la ciencia y de la tecnología, que casi exclusivamente proceden del talento creativo de hombre ario. Pero precisamente ese hecho, permite el razonamiento, que él mismo es el fundador de un género humano más elevado.

Si se pudiera dividir la humanidad en tres tipos, en creadores de cultura, portadores de cultura y destructores de cultura, entonces como pertenecientes del primer tipo, solo había de pensar en los arios. De ellos provienen los cimientos y muros de toda creación humana y solo la forma exterior y el color son condicionados a los respectivos rasgos de carácter de los pueblos.

La experiencia histórica ofrece varios ejemplos, en los que con claridad se muestra la mezcla sanguínea del ario con razas inferiores, y cuyo resultado ha habido un deterioro cultural.

Norteamérica, cuya población en la mayoría se compone de elementos de origen germánico teutón del norte, que muy poco suelen mezclarse con pueblos de otros colores, muestra una humanidad y cultura, superior, a la población de Centroamérica América del sur , cuyos inmigrantes eran principalmente de origen romano-~~~~~~, que con mayor facilidad se mezclaron con los nativos e indígenas del lugar.
Con este ejemplo se puede apreciar claramente, lo que resulta de una mezcla de razas. El teutón puro y sin mezclas del continente americano se convirtió en el amo y señor del norte del mismo, y lo seguirá siendo, mientras que no se convierta en víctima del incesto. Pero aquí por supuesto llega el típico judío con la insolente objeción del pacifista moderno, diciendo que el hombre supera a la naturaleza.
Es sin embargo innegable, que la población del continente africano, pertenecen una raza inferior, sin menoscabo de algunas excepciones individuales, igual como tampoco todos los individuos de las demás razas son brillantes.

En un tremendo contraste con el ario, se encuentra el judío. En casi ningún pueblo del mundo es mayor el instinto de conservación tan fuertemente desarrollado, como en el “elegido” pueblo judío. ¿Dónde está el pueblo, que en los últimos dos milenios ha sido expuesto a tan pocos cambios en sus talentos interiores y sus tan características facultades como el pueblo judío? ¿Qué pueblo ha sido partícipe de las grandes revoluciones y cambios sociales , que éste? ... y siempre ha salido como el mismo y sin cambios, de las catástrofes más tremendas de la humanidad. ¡Qué infinita y tenaz voluntad para vivir y conservar su esencia se manifiesta de estos hechos!

Las características del intelecto judío han sido formados en el transcurso de milenios. Se considera como “sensato” y en efecto siempre lo era hasta cierto sentido. Sin embargo su inteligencia no es el resultado de un desarrollo propio, sino de la enseñanza contemplativa de extraños.

Por razones que enseguida se revelarán, el judío nunca tuvo una cultura propia, sino que su intelecto siempre se ha alimentado del medio ambiente cultural que lo rodeaba.
Nunca este fenómeno se produjo a la inversa. Pero aunque el instinto de conservación del pueblo judío no es menor, sino hasta superior al de otros pueblos, falta la más esencial premisa para un pueblo culto, que es la mentalidad idealista.
La voluntad de sacrificio y abnegación del pueblo judío, no supera el instinto de conservación del individuo. La solidaridad se fundamente en un muy primitivo instinto de manada, tal y como se manifiesta en muchos otros seres vivientes del mundo.
Pero apenas se ha vencido al enemigo común, y el peligro fue eliminado, y lo robado esta a salvo, termina la aparente armonía entre los judíos, para dar lugar a sus originales atributos. El judío solo esta unido, si un peligro común lo obliga o lo atrae un botín común.
Es fundamentalmente erróneo suponer, que el hecho de la solidaridad entre los judíos pretenda atribuirle a ciertos ideales de auto sacrificio, mientras se dedican al saqueo de sus semejantes. También en este caso, el judío es guiado por nada más que su crudo egoísmo individual.
De ahí, que también un estado judío, que debería ser un organismo vivo para la preservación y proliferación de su raza, es territorialmente ilimitado, porque una determinada ubicación de una estructura de estado, siempre requiere de un concepto ideal sobre un estado-raza.



SIGUE
Citar y responder
  #14  
Viejo 13-November-2012, 11:23
HERBERT HERBERT no ha iniciado sesión
Forista Bronce
 
Registrado: 01-10-08
Posts: 406
Predeterminado Re: El tercer Reich

La manera, en la que el judío adopta en forma deteriorante una cultura ajena, se demuestra en que mayormente se encuentra en el arte, el cual a su vez parece no estar enfocado en sensaciones propias, y ese es el actor teatral y de la naciente cinematografía.
A esa conclusión llego, porque el actor tiene que aparentar lo que no es, tiene que fingir y ser un buen imitador de un personaje, para interpretar su papel a la perfección, para convertirse en una estrella. Así también es el judío.
En vista de que el judío nunca había tenido un estado con determinados límites territoriales y por lo mismo no podía desarrollar una cultura propia, surgió en la imaginación general la idea de que se trataba de un pueblo nómada. Ese es un enorme y peligroso error. Ciertamente el nómada dispone de un cierto espacio vital, solo que no lo cultiva como un campesino sedentario, sino vive del rendimiento de sus rebaños con los que se desplaza constantemente, en busca de regiones más fértiles en mejores tierras. Eso evita el asentamiento y la formación de campamentos y posteriores aldeas y poblados.

Hay que tener en cuenta, que en la época de la colonización del continente americano, vinieron también muchos arios entre tramperos y cazadores y que además también eran granjeros, que en grandes caravanas traían consigo en sus carretones de tracción animal a su mujer y los niños y todo lo necesario para vivir, parecían ser nómadas, luchando además no solo con las inclemencias del lugar sin no también contra los pieles rojas nativos del lugar. Pero tan pronto como el creciente número de gente y el aumento de los mejores recursos se lo permitían, surgieron cada vez más asentamientos urbanos en el sitio.

Probablemente también el ario primero fue nómada y solamente al correr del tiempo se volvió sedentario, pero precisamente por eso jamás pudo ser judío. No, el judío no es nómada, porque el nómada ya adoptó una determinada postura con referencia al concepto “trabajo”, que es la premisa básica para cualquier desarrollo posterior, mientras se tienen facultades necesarias.
La básica ideología ideal, la tiene ya casi olvidada, y por eso a los pueblos arios les parece quizás un poco extraño en toda su manera de ser, aunque no antipático. Pero para el judío en cambio, esta actitud ni existe y por eso tampoco nunca fue nómada, sino siempre un parásito en el cuerpo de otros pueblos. El hecho, de que a veces abandonaba su espacio de vida actual, no tiene que ver con su propósito, sino que es el resultado de su expulsión, que de tiempo en tiempo decretaban los pueblos anfitriones de los que abusó. Su constante proliferación, sin embargo, es un fenómeno típico de todos los parásitos, que constantemente buscan nuevos caldos de cultivo.

Por el otro lado esto nada tiene que ver con los nómadas, porque el judío ni siquiera piensa en abandonar de nuevo un lugar, que ha ocupado, ya que piensa permanecer donde se encuentra, y con tal arraigo, que solo con la fuerza bruta se le puede correr. Su propagación hacia otros países se produce solo en el momento, en las condiciones también allí se han dado para sus necesidades... lo que sin embargo no significa abandonar su lugar de asentamiento anterior. Es y sigue siendo un típico parásito, un zángano, que como un bacilo maligno se sigue extendiendo tan pronto que se presente un nuevo caldo de cultivo.

En la vida del judío de actuar como parásito en el cuerpo de otras naciones y estados se fundamenta en su propia idiosincrasia, la cual una ves Schoppenhauer formuló, que el judío era el “gran maestro en mentir”. La misma existencia del judío lo impulsa a mentir, y al permanente mentir, como el norteño esta obligado a buscar su abrigo y vestimenta caliente.

Su vida incrustada en otros pueblos solo puede perdurar por tiempo, si logra causar la opinión, de que no se trata, de que sea de un pueblo extraño, sino que solo se trata de que pertenece a una especial comunidad religiosa.
Esa es la primera gran mentira.
Para su existencia como parásito de los pueblos pueda continuar, tiene que recurrir a la negación de su propia forma de ser. Entre más inteligente sea el judío, tanto más éxito tendrá en su cometido. Eso puede llegar a tal extremo, que grandes partes del pueblo anfitrión llegan a creer, que el judío es en verdad un francés, un inglés, un alemán o un italiano, aunque de diferente confesión. Principalmente entre la burocracia del estado, que de por si siempre solo conoce una pequeña fracción de la verdad histórica, cae en esta trampa con gran facilidad. El pensar de manera independiente en esos círculos, se considera como un verdadero pecado, contra el sagrado progreso, de modo que no hay que extrañarse, que por ejemplo un ministro de estado de Baviera, hasta la fecha no tiene ni la más remota idea, de que el judíos es miembro de un pueblo o raza y no solo de una religión.
Probablemente ni siquiera sabía, que Jesucristo era judío, y que el Cristianismo proviene del judaísmo, y que fueron los judíos, que lo crucificaron por apóstata, después de que Poncio Pilatos lavó sus manos en inocencia, dando la espalda. Pero ni eso lo hicieron los judíos, dejándole el trabajo a los romanos.

La religión judía es en primera línea un conjunto de ordenamientos para la conservación de la pureza de la sangre judía, así como el ordenamiento de las relaciones entre ellos mismos, pero más aún concerniente a la relación con otros pueblos no judíos. Su vida es solo de este mundo y su espíritu es ajeno al verdadero Cristianismo, como lo fue hace dos milenios, aunque su mensajero acudió al látigo, para correr a los mercaderes del templo del señor a esos adversarios de la humanidad, que tanto ayer como hoy y como siempre en la religión solo veían el medio para la existencia mercantilista.

Con relación el tan marcado espíritu mercantilista del judío, me viene a la memoria, lo que se cuenta como sigue:

Durante la guerra por lo general era el judío, el que en lugar de ser soldado, era el proveedor del forraje y de la avena para los caballos. Se cuenta que en una ocasión, el intendente de la caballería objetó la avena para los caballos, porque estaba podrida y apestaba. El comerciante judío, enfáticamente había respondido, que la avena era buena, y ¡el que apestaba era él !

Eso refleja atinadamente la fama que tenía el judío entre los soldados.

Los primeros judíos llegaron a Germania en el transcurso del avance de los romanos, y por cierto, siempre como mercaderes. Durante la tormenta de la invasión de los bárbaros, al parecer volvieron a desaparecer. Por lo tanto puede considerarse como la época de la formación de las primas formaciones estatales germánicas en la Europa central y nórdica, cuando de nuevo apareció el judaísmo. El desarrollo fue siempre igual, cuando el judío se encontraba con pueblos arios.

Con la formación de las primeras colonias urbanas, de pronto está el judío y viene como comerciante, que al principio no le da mucha importancia a la ocultación de su judaísmo. Posiblemente debido en parte a la gran diferencia racial, que hay con referencia al pueblo anfitrión y también por no dominar muy bien el lenguaje de éste, prefirió aparentar ser un comerciante extranjero. El efecto era, que por lo regular los pueblos de los colonos, por hospitalidad, eran más amables con los extraños.

Pero poco a poco el judíos comienza meterse en la economía, pero no como productor, sino exclusivamente como intermediario. En esta milenaria actividad del judío, resulta ser muy superior al ario torpe e inocentemente crédulo. Pero mientras tanto el judío intermediario logra convertir su actividad en un monopolio. Comienza a prestar dinero y siempre con usura, y se convierte en el inventor del “interés financiero” .

El comercio con el dinero se convirtió totalmente en su monopolio, y aparece en todas las instituciones financieras, que manejan dinero ajeno, haciendo negocios por cuenta propia.

Pero ahora el judío comienza a desplegar sus verdaderas cualidades. Con repugnante zalamería se acerca a los gobiernos, deja trabajar su dinero y se asegura una carta blanca para el saqueo de sus víctimas.
Eso provoca el coraje y la furia del pueblo contra el eterno zángano y por eso el judío ha sido expulsado una y otra y cien veces más de los más diversos países y naciones de la historia de la humanidad.
Sucedió en Egipto, en España, en Inglaterra y en muchos otros lugares y siempre el pueblo judío ha tenido que buscar nuevos pueblos, para convertirse en el JUDIO ERRANTE.


SIGUE MI EPILOGO
Citar y responder
  #15  
Viejo 13-November-2012, 11:35
HERBERT HERBERT no ha iniciado sesión
Forista Bronce
 
Registrado: 01-10-08
Posts: 406
Predeterminado Re: El tercer Reich

EPILOGO

Después de haber terminado mi presente trabajo me he puesto a reflexionar mucho, en lo que he leído algo, que el autor escribió en 1924, hace más de 17 lustros aproximadamente, y en el confinamiento en la prisión del fuerte Landsberg a las orillas del río Lech. El estilo de Hitler para escribir, lo que después fuera la “Biblia” del movimiento y organización nacional socialista, era bastante prolijo y profuso además de repetitivo, y demuestra un nivel cultural no muy alto, en lo referente a literatura. Se pone a construir frases kilométricas, queriendo decir cuándo, dónde y cómo y porque sucedieron las cosas, usando varios sustantivos y varios verbos y adverbios y adjetivos, que un traductor tiene que ser intérprete. Por lo anterior muchas veces no pude citar textualmente y al pie de la letra sus palabras. Sin embargo demostraba conocimientos admirables sobre la historia del hombre y su evolución. Pero de ninguna manera pretendía, que su libro fuera un tratado doctrinal, ni un manual de procedimientos.

Aunque el libro “Mi Lucha” ha sido traducido a varios idiomas, dudo mucho, que haya sido posible interpretar la maraña de ideas, que tenía Hitler en esa época, pero que fueron editados e impresos en un libro tal como aparece, y sin correcciones, en su versión original en alemán. Varias veces, el autor pierde el hilo y le falta el verbo. Ese es el libro que yo tengo.

Sin embargo casi diez años más tarde y cuando asumió el poder en Alemania, su dialéctica y su manera de expresarse en sus discursos, distaba mucho de la forma de escribir que tuvo.
Hitler tenía una muy singular manera de convencer y hasta hipnotizar a las masas, apoyado en su lenguaje corporal y el adecuado uso de la entonación de su voz, cuyo contenido estaba inspirado en sus crecientes éxitos de haber logrado una Alemania unida y un pueblo con orgullo nacional.

Pero efectivamente Hitler era un hombre perseverante y muy luchador y adoraba el autoritarismo y un férreo liderazgo. Era pues lógico, que sus conceptos sobre una democracia parlamentaria fueran tan negativos. Pero he notado, que su descripción sobre lo que son los políticos en general, NO HAN CAMBIADO HASTA LA FECHA y siguen siendo válidos.

En mi opinión Hitler era un hombre, que constantemente se movía entre un idealismo de su fantasía, y un terrible realismo de la cruda realidad.

Como ejemplo de lo primero, era la teoría de una raza humana y de los arios como raza superior, por un lado, y por el otro lado su obsesiva fobia fanática contra el judaísmo. Sin embargo su argumentación para esa paranoia, se basa sobre datos y observaciones muy ciertas y de tanto realismo, que el marxismo que causó la revolución rusa y el triunfo del bolchevismo, proceden de Marx y Engels, ambos judíos.
Y ya que hablamos de realidades, no deja de ser un hecho el motivo por el cual se perdió la guerra, y que fue el marxismo el que la dio la puñalada traicionera al pueblo y a su ejército alemán. También arremete contra otra verdad, y la que es el Tratado de Paz celebrado en Versalles y que causa el desmembramiento de Alemania, tanto en su etnia, como en su territorio, como en su economía y su voluntad de sobrevivir. Eso lo convierte en un terrible enemigo del espíritu judío, que supone estar detrás de la intención de tener a Alemania eternamente arrodillada e impotente.
Pero fuera de este punto de vista enteramente nacionalista, él veía en el panorama mundial un enfrentamiento entre el oriente y el occidente de Europa, siendo el éste la fuerza laboral, en manos del bolchevismo ruso, y el oeste la fuerza del capital, o sea el dinero en manos de los americanos. A ambos les convenía, que la mano de obra fuera eficiente y eso solo se logra con el bienestar de la clase trabajadora.

El Marxismo recurrió a las limitaciones para los trabajadores, eliminando el concepto de la propiedad, que todo era del estado, y que todos eran iguales surgiendo el comunismo.
Por su parte el capitalismo recurrió a conceder a los trabajadores el derecho de asociarse en sindicatos en defensa de mayores beneficios económicos por conducto de sus respectivos líderes.

Hitler sin embargo pretendía establecer una situación intermedia entre ambos extremos, al poner en su lugar una ideología nueva, que lo mismo produjera el bienestar de la clase trabajadora, mediante buenos ingresos y novedosas prestaciones, como también lograra la satisfacción de la clase emprendedora con un aumento en su productividad y calidad, lograda con un colaborador feliz y contento. En otras palabras,

UNA COMUNIDAD OBRERO PATRONAL.

Eso por fuerza natural lo convertía en enemigo, tanto de los capitalistas, como de los comunistas, pues eran nacionalsocialistas y no INTERnacional socialistas. Significativamente ambos extremos eran de inspiración judía, y con eso se cerraba el círculo visionario de Hitler.

Lo que ya no figura en su libro, porque fueron posteriores, han sido las instituciones creadas a favor del pueblo en general, y principalmente para la clase trabajadora. Pero la publicidad siempre estaba cargada con lemas y consignas de altruismo y fomentadores de entusiasmo, entre los cuales figuraban:

“El bien común es antes del bien individual” o también
“Fuerza a través de alegría y felicidad”(KDF=”Kraft durch Freude”) y también fue Hitler, que por primera vez instaló la música en los talleres y en las oficinas donde se trabajaba. Igualmente y creó para la clase trabajadora la posibilidad de viajar localmente o al extranjero a determinados lugares vacacionales como prestación social.

Mientras estuvo en el poder, y en forma permanente existía una acción de “auxilio invernal”(“Winterhilfe”) durante la cual todas las clases sociales en comunidad cooperaban para cualquier ayuda para quien lo necesitara, debida al frío y las nevadas del invierno. Pero los que más destacaban, eran los miembros de la “Juventud hitleriana”, pero sin menoscabo de la “Cruz Roja”, que era principalmente de orden médico.
Hizo del concepto “trabajo” un verdadero culto, al grado de tener una gran organización de corte marcial de verdaderos batallones y regimientos de trabajadores agrícolas, (Arbeitsdienst”)que desfilaban con pala al hombro, como si fueran fusiles.

Con tales conceptos puestos en práctica es simplemente inconcebible lo que Hitler consiguió en SOLO SEIS AÑOS, en el poder, al transformar una Alemania desmembrada y al borde de un desastre, en una gran potencia mundial de primer orden. Todo mundo estaba contento, todos tenían trabajo de sobra, la economía crecía en forma inaudita y todos se sentían orgullosos de ser alemanes. Hitler se había encumbrado hasta las nubes...pero cuando quiso tocarlas o bajarlas en su delirio...¡todo se derrumbó!
Comenzó la guerra y después de un asenso meteórico acabó en una terrible derrota, y todo acabó como empezó, o peor que antes. Alemania quedó dividida en dos Alemanias con ideologías diferentes y ocupada militarmente por cuatro potencias extranjeras. Hitler se había convertido en el más abominable de los hombres.

Nunca podré aprobar ni estar de acuerdo lo que después sucedió con Hitler, pues su paranoica fobia antijudía lo llevó a extremos inconcebibles, que largamente quedaron ocultos. Comenzó con lo que la historia nos cuenta en tiempos de paz y la expulsión de judíos con solo diez marcos en la bolsa, después de que sus propiedades se expropiaron. Yo mismo tuve un pequeño flirteo con una joven judía, durante mi travesía en barco hacia México en 1939, poco antes de estallar la que fuera la “Segunda Guerra Mundial”, y apenas comprendía lo que eso significaba.

Tal y como en la historia de la humanidad siempre ha sucedido, la flaqueza humana del encumbrado le hace perder el piso y se cree un invencible en su magno poder. Sin embargo alimentando su gran vanidad, prestaba oídos a falsos aduladores y
oportunistas lambiscones carentes de escrúpulos y quedó rodeado de personas inadecuadas, o sea, que no supo escoger sus colaboradores. Varios de ellos, en su afán de agraciar a Hitler, le dieron vuelo a sus sádicos instintos en los infames campos de concentración. Pero ya en plena guerra, éstos campos se convirtieron en campos de exterminio, sin mucha oposición de Hitler, quien ya estaba en dificultades con sus consejeros militares y perdiendo la guerra.

Es sabido, que con motivo de la primera guerra mundial, se llegó a afirmar, que los alemanes le cortaban las manos a los niños. Eso mismo me hace suponer, que ha habido muchas exageraciones también ahora. Sin embargo es un hecho, que efectivamente hubo un holocausto judío, que finalmente lo convirtió en el hombre más odiado del mundo entero.

Pero por el otro lado, y desconfiando de sus colaboradores, busca la magia de las fuerzas ocultas, además de sufrir ciertas alucinaciones por el consumo de drogas para mantenerse alerta y despierto para asumir las tremendas responsabilidades de su ambición. Pero fiel a su propio ego, finalmente se suicidó, y quien sabe si pensaba convertirse en mártir para el pueblo alemán, que tanto amaba.

Sin embargo su visión resultó correcta; Siguió una tremenda “Guerra Fría” entre el este, los rusos soviéticos y el oeste, los americanos capitalistas democráticos... el capital y el trabajo.

Puede ser difícil de comprender, para un observador, que no estuviera involucrado directamente en este proceso, la razón que me motivó, para escribir el presente tema, porque creo que a mi me afectó mucho el terrible desengaño, y la gran desilusión, que recibí y que marcó como un tatuaje imborrable toda mi vida.

Después de todo, el libro de Hitler tiene 781 páginas y mi trabajo solamente consta de 37.

Herbert Pfordte


Citar y responder
  #16  
Viejo 13-November-2012, 21:12
HERBERT HERBERT no ha iniciado sesión
Forista Bronce
 
Registrado: 01-10-08
Posts: 406
Predeterminado Re: El tercer Reich

FE DE ERRATAS:
hago referencia a la primera parte de este artículo que dice asi


Citar:
1.-Diferenciación entre arios y judíos
2.- La personalidad de un guía “Führer” y liderazgo.
3.- El menosprecio de las dinastías de la nobleza.
4.- Su rechazo de los principios democráticos y parlamentarios.
5.- Su concepción de las rasas del hombre y la cría de una rasa alemana superior.
6.- La propaganda política y el 4º poder.
7.- Su búsqueda de crear una ideología nueva, nacional y solo para Alemania, entre el capitalismo y el comunismo ambos mundiales, para proteger a la mayoría trabajadora, surgiendo así la “NSDAP” (“Partido Nacional Socialista del Trabajador Aleman”)
8.- El poder de un buen orador para todo público
para que quede asi:

1.-Los políticos de hoy
2.- La democracia parlamentaria
3.- El menosprecio de las dinastías de la nobleza.
4.- El concepto del liderazgo
5.- Antecedentes de la NSDAP
6.- La primera etapa evolutiva del partido nacionalsocialista del trabajador alemán
7.- La importancia del orador y del discurso y de la discusión
8.- Solo el poderoso es mas fuerte si esta solo.
9.- Pueblo y rasa.
10.- El ario y el judío.


Perdón y muchas gracias
Citar y responder
  #17  
Viejo 14-November-2012, 17:18
Avatar de Tatiana
Tatiana Tatiana no ha iniciado sesión
Forista Amatista
 
Registrado: 17-03-08
Posts: 18,343
cafe Re: El tercer Reich

# 1
LOS POLITICOS DE HOY
(Tomado en parte de “Mein Kampf” pgs. 71/72 de A.Hitler, el dictador más odiado del siglo XX)


Hasta la fecha estoy convencido, que el hombre en general, salvo casos muy especiales de una vocación muy singular, solo deberá dedicarse a la actividad de la política en público no antes de haber alcanzado su 30 años de su edad. Esto se debe al hecho, de que durante ese tiempo la educación recibida solo conduce a la primera plataforma, desde la cual puede ahora observar los diversos problemas políticos para definir su propia opinión y postura ante lo los mismos. Solo después de haber conseguido de esta manera su propia manera de ver el mundo(“Weltanschauung”= ideología) y así haber logrado la perseverancia de juzgar mediante sus propias observaciones con respecto a los diversos casos y dudas de la política en general, el hombre, al contar con cierta madures, podrá participar en la conducción y hasta convertirse en el fundador de un propio partido como líder para ejercer un programa político adecuado para el bien de la comunidad.

Pero al existir también otros partidos políticos, que igualmente tienen una manera de ver al mundo, aunque con un enfoque diferente, el conductor de su partido del que hablo, corre el peligro, de que un día, ya sea que tendrá, que cambiar su manera de ver las cosas en sus puntos principales, en contra de sus propias convicciones, o bien reconocer la otra forma de ver los problemas políticos del mundo.

En el primero de los casos, resulta muy penoso para él mismo, ya que de ahora en adelante como indeciso, no puede esperar, que la fe inquebrantable de sus seguidores y partidarios sea igualmente inestable y nunca tan firme como antes. Sin embargo desde el punto de vista de los partidarios un cambio hacia una indecisión del líder provoca una humillación ante los adversarios.

En el segundo caso sucede algo, que precisamente hoy vemos con frecuencia, en el que los partidarios ya no creen en las promesas de su líder, en las que éste mismo ya no cree. Sus defensas son huecas y suenan a demagogia y muy insignificantes en la elección de los medios, mientras que él mismo ya no esta pensando en defender seriamente sus propias convicciones políticas. No se sacrifica el hombre por defender algo, en lo que ya no cree ni él mismo. Pero mientras tanto las exigencias de sus partidarios crecen constantemente y se vuelven más descaradas, hasta que el líder sacrifica el resto de su imagen y se convierte en un simple “político”como comparsa.

Eso significa pertenecer a esa clase de hombres, cuya única y verdadera opinión es la de la gente sin carácter, aunada con la desfachatez de una imposición pegajosa y un altamente desarrollado arte de mentir.
Si un tipo de esos, y para la desgracia de la gente decente, logra llegar hasta un parlamento, entonces hay que saber desde el principio, que el verdadero sentido de la política para él, no es más que la batalla heroica por la posición permanente del “biberón” de su vida y de su familia. Entre más dependen de él su mujer y sus hijos, tanto más encarnizada es su lucha por el escaño alcanzado, donde cada persona con un instinto político diferente se convierte en su enemigo personal. En cada movimiento de una ideología distinta, o de un hombre mayor, olfatea el principio del fin de su cómoda situación como parásito del presupuesto de la nación.

Pero no todos los políticos actuales son los de más de 30 años y que vinieron a menos con su propia definición de un partido, y que tenían en mente el bien de la nación, pues también tenemos a los hijos de aquellos y los que desde la preparatoria y desde las universidades ya eran rebeldes, solo por seguir consignas de moda, de índole marxista leninista disfrazadas de democráticas.
Son éstos los que ahora llenan las curules de la cámara de diputados y que entraron por abajo al parlamento. Son estos, que ya no tienen en mente ni el bien de la nación ni tienen arraigo con partido alguno, pues lo único que les motiva es su bienestar económico personal, aunque para ello, como chapulines, tengan que brincar de un partido al otro... mientras sigan siendo casi analfabetas en la materia política. Si acaso sirven estos sujetos como peones de un partido de ajedrez, para que hagan grilla en el congreso y provoquen desórdenes ... obviamente obedeciendo órdenes de algún partido, que tampoco quiere dar la cara.

Esa es la clase de sabandijas, que tenemos hoy en nuestro gobierno.



SIGUE[/QUOTE]


Increible Herbert!!

Parece que estuviese dirigido a nuestros políticos.
En casi un siglo no cambió nada.

El ser humano cuando es político es igual en todas partes.
No hay variación ni en esa raza del superhombre ario; con nuestros origenes latinos a los que se refiere Hitler para descalificar ésta herencia.

Es exactamente igual; por éso surgieron personajes como él.
Una manera de contenerlos.Como un parapeto que a la vez les muestra el camino.

Simplemente siento que el Hombre de nuestros días se dejó ganar por la molicie de la modernidad en que todo te dan ya hecho y simplemente se le han quedado los vicios atávicos del político.

Ya no hay lugar para líderes de la estatura de este nefasto personaje que evidentemente supo cómo llegar a una masa que estaba esperando desesperadamente que le mostraran un camino.


Sigo leyendo Herbert...

Citar y responder
  #18  
Viejo 16-November-2012, 12:08
HERBERT HERBERT no ha iniciado sesión
Forista Bronce
 
Registrado: 01-10-08
Posts: 406
Predeterminado Re: El tercer Reich

Citar:
Increible Herbert!!

Parece que estuviese dirigido a nuestros políticos.
En casi un siglo no cambió nada.

El ser humano cuando es político es igual en todas partes.
No hay variación ni en esa raza del superhombre ario; con nuestros origenes latinos a los que se refiere Hitler para descalificar ésta herencia.

Es exactamente igual; por éso surgieron personajes como él.
Una manera de contenerlos.Como un parapeto que a la vez les muestra el camino.

Simplemente siento que el Hombre de nuestros días se dejó ganar por la molicie de la modernidad en que todo te dan ya hecho y simplemente se le han quedado los vicios atávicos del político.

Ya no hay lugar para líderes de la estatura de este nefasto personaje que evidentemente supo cómo llegar a una masa que estaba esperando desesperadamente que le mostraran un camino.


Sigo leyendo Herbert...
Me da mucho gusto que ya iniciaste la lectura y que coincidas conmigo, que el mundo no ha cambiado después de más de 80 años y en los capítulos siguintes ya se perfila la tendencia hacia una dictadura y el absolutismo, pero con argumentos muy válidos

Un abrazo Tatiana
Citar y responder
Responder

Herramientas
Estilo

Reglas del foro
Usted no puede comenzar discusiones
Usted no puede enviar respuestas
Usted no puede enviar archivos adjuntos
Usted no puede editar sus mensajes

el código BB está activado
Emotícones está activado
El código [IMG] está activado
El código HTML está activado

Ir a

Discusiones similares
Discusión Iniciada por Foro Respuestas Último Mensaje
AMLO en Tercer Grado Silvia Foro Libre 27 08-June-2012 20:26
Tercer sexo...Tengo curiosidad Laurence Foro Libre 62 11-September-2009 21:55
Islandia...la entrada al tercer mundo. mexikaner Se publico en... 0 09-October-2008 13:13
El miercoles vi tercer grado y... dogman Foro Libre 8 04-July-2008 20:58
Tercer golpazo para el PAN. Tancredi Foro Libre 111 22-February-2008 22:25


Todas las horas son GMT -5. La hora es 16:20.


Foros México
Page generated in 0.53233 seconds with 10 queries