Foros México  

Regresar   Foros México > Secciones > Religión

Responder
 
Herramientas Estilo
  #31  
Viejo 23-December-2008, 13:52
Avatar de jm4847
jm4847 jm4847 no ha iniciado sesión
Forista Oro
 
Registrado: 15-12-08
De: Discuto todo, menos mi persona. No acepto ni pido consejos.
Posts: 1,868
Predeterminado Re: MEXICO. UN PAIS EXTREMADAMENTE RELIGIOSO... ¿Y no tanto?

Citar:
el chiste está en que, tanto unos como otros se respeten.
Exacto, y decir que México es intrínsecamente católico es excluir a quienes no lo son.
__________________
Mi blog.
Citar y responder
  #32  
Viejo 23-December-2008, 14:53
Avatar de Arack
Arack Arack no ha iniciado sesión
foreando y pisteando
 
Registrado: 17-02-08
De: Culiacán, Sinaloa
Posts: 24,312
Predeterminado Re: MEXICO. UN PAIS EXTREMADAMENTE RELIGIOSO... ¿Y no tanto?

Bueno, si vas a Inglaterra, es un país instrínsicamente anglicano, si vas a Irak, es intrínsicamente musulman, y si nvas a Israel es intrínsicamente judio, malo, si se les dicriminara, pero, el problema estriba en cuando, algunos ateos (que no todos), se ofenden cuándo alguien no lo es...
__________________
I love my attitude problem.
Citar y responder
  #33  
Viejo 09-January-2009, 10:49
Avatar de Sidartha
Sidartha Sidartha no ha iniciado sesión
Forista Místico
 
Registrado: 29-04-08
De: Azcapotzalco, porque de ahi mero soy
Posts: 13,106
Arrow Re: MEXICO. UN PAIS EXTREMADAMENTE RELIGIOSO... ¿Y no tanto?

Citar:
Originalmente publicado por jm4847 Ver post
Exacto, y decir que México es intrínsecamente católico es excluir a quienes no lo son.
Estimado:

Fue asté quien englobó el cúmulo de opiniones que certifican que al menos una población de unos 90 millones de mexicanos (en el territorio nacional y en los EE.UU.) son católicos, en el dicho de que México es intrínsecamente católico.........

Podríamos caer en retóricas estériles y empantanadas mosergas de qué significa intrínseco y si una mayoría del 85% de la población es o no representativa; luego vendrían las acusaciones consabidas a la Iglesia y su negra historia; un análisis violento de la triple moral del mexicano católico promedio y muchos etcéteras.

Pero, camarada, créeme que en ningún momento se ha querido ofender a nadie, y menos excluirlo.

Al contrario, este ejercicio como otros en los que he contribuído en este y otros foros parecidos sobre el tema tienen como único propósito RESALTAR el enorme crisol sociocultural en torno a la religión, y en este caso a la religión mayoritaria que se profesa en nuestro país.

Si has leído con atención, en este mismo post hay opiniones que critican incluso lo dispersa que es con su credo la grey católica.

Como sea, también está bien documentado cómo el catolicismo sigue perdiendo fuerza...... si bien el cambio es relativamente poco significativo pues quienes desertan lo hacen para unirse a sectas que también son CRistianas.

Saludos.
__________________
Las cosas son como son, y así hay que aceptarlas.

Editado por Sidartha en 09-January-2009 a las 10:51
Citar y responder
  #34  
Viejo 09-January-2009, 11:34
Avatar de cubo
cubo cubo no ha iniciado sesión
Forista Esmeralda
 
Registrado: 18-02-08
Posts: 11,811
Predeterminado Re: MEXICO. UN PAIS EXTREMADAMENTE RELIGIOSO... ¿Y no tanto?

Cronos, sigue con tu sana costumbre de copiar y pegar, así se te nota menos lo pendejo.
Citar y responder
  #35  
Viejo 15-January-2009, 18:37
Avatar de Beaner
Beaner Beaner no ha iniciado sesión
forista frijolero
 
Registrado: 17-02-08
De: Entre dos tierras estás ...y no dejas aire que respirar
Posts: 4,849
Predeterminado Re: MEXICO. UN PAIS EXTREMADAMENTE RELIGIOSO... ¿Y no tanto?

Citar:
Originalmente publicado por Manuel Vega Ver post
, pero, el problema estriba en cuando, algunos ateos (que no todos), se ofenden cuándo alguien no lo es...
Y estos son las putas reformadas...o sea se convirtieron en lo que más temían , yo personalmente nunca me metería a una asociación de ateos ni nada de este tipo de cosas, no necesito comparar mi ateísmo con nadie porque tampoco me importa demasiado (pero para que veas que se siente tener siempre a los weyes que te quieren vender algo...en este caso las bondades infalibles (¿sin falo? ) y justificar a la iglesia católica en México y a las otras religiones en el mundo, si es la suya claro)

Lo podría resumir en una frase que ví por ahí...

El creyente dice. -Todos los dioses son falsos, menos uno. El ateo no hace esa excepción

Un saludo
__________________
"El hombre solo será libre cuando el último rey sea ahorcado con las tripas del último cura"Diderot
Citar y responder
  #36  
Viejo 16-January-2009, 10:11
Avatar de Sidartha
Sidartha Sidartha no ha iniciado sesión
Forista Místico
 
Registrado: 29-04-08
De: Azcapotzalco, porque de ahi mero soy
Posts: 13,106
Arrow Re: MEXICO. UN PAIS EXTREMADAMENTE RELIGIOSO... ¿Y no tanto?

Dice:

Citar:
Originalmente publicado por Beaner Ver post
El creyente dice. -Todos los dioses son falsos, menos uno. El ateo no hace esa excepción
Mas creo que debe decir:

"El creyente [fanático] dice. -Todos los dioses son falsos, menos uno. El ateo no hace esa excepción."

Y no te creas Beaner, aunque ya se qué es de pura pinche chorcha, hay ateos foriles que nomás por jorobar dicen:

"Todos los dioses son falsos, menos uno, el monesvol."

Saludetes.
__________________
Las cosas son como son, y así hay que aceptarlas.
Citar y responder
  #37  
Viejo 27-January-2009, 14:19
Avatar de Sidartha
Sidartha Sidartha no ha iniciado sesión
Forista Místico
 
Registrado: 29-04-08
De: Azcapotzalco, porque de ahi mero soy
Posts: 13,106
Post 2 de Febrero en San Juan de los Lagos, Fiesta de la Candelaria

El 2 de febrero se celebra en San Juan de los Lagos, Jal. la Fiesta de la Candelaria, que de acuerdo al rito ~~~~~~ conmemora y evoca la presentación del niño Jesús en el templo.

El afán principal de este posteo no es entrar en detalles cronológicos o explicaciones del sentido de esta festividad, sino más bien hacer un repaso (según pude verlo) de lo que ahí se vive en estas fechas.

Lo hago público en agradecimiento a su gente, personas amables, sinceras, muy trabajadoras y por supuesto, creyentes de la fe católica en su inmensa mayoría.


Desde días anteriores a la fecha llegan a San Juan literalmente ríos y ríos de gente. Casi todos entran por la carreteras provenientes de León y de Aguascalientes, llegan igual en autos lujosos que en modestos camiones de pasajeros, camiones de redilas, en bicicletas, motos e incluso a pie.

Como ejemplo, el 6 de enero sale desde el D.F. la peregrinación anual a pie a este importante centro mariano.

Si la fecha coincide con un fin de semana (y ahora un “puente”) la localidad se llena de manera impresionante; los hoteles que hay son insuficientes, la oferta de comida en restaurantes y fondas y puestos callejeros igual. De otros sitios llegan muchos vendedores a ofrecer esos días sus mercancías, igual ropa que artesanías y baratijas orientales de todo tipo, colores y precios. (Yo me hice de un buen molcajete de a $30.00 varos hace 10 años; hoy piden $150 cuando menos).

Cuando viví y trabajé allá una vez escuché que según cálculos de las autoridades locales al año llegan a visitar a la Virgen algo así como 5 millones de personas; se me hizo excesivo, pero al echarle lápiz y ver de cerca las multitudes ya no parece descabellada la cifra.

En enero –según recuerdo- llega una peregrinación de Guanajuato. Yo vivía en la calle que entra directamente de la carretera hacia el centro de la ciudad. Ves pasar el contingente, un auténtico río humano que desfila por más de una hora. Además de ésta y la del D.F., de Zacatecas llegan también muchas personas.

Mucha gente como llega, se va, pero quienes arriban un día antes de la celebración o deciden quedarse, muchos de ellos sencillamente no encuentran donde por lo que tienen que pernoctar en sus vehículos o en casas particulares donde les rentan una recámara, la sala y hasta el patio para que pasen la noche. La Diócesis tiene 2 albergues populares, pero igual se llenan y son insuficientes.

Tengo poco espacio para contar y tampoco quiero resultar aburrido; es una fiesta incómoda, ciertamente, en muchos aspectos y hasta en el rubro sanitario, pero tanto los visitantes como pobladores cumplen con su misión.

La gente de San Juan vive básicamente del comercio y del turismo religioso; son muy chambeadores, hay quienes tienen abiertos sus puestos prácticamente todo el año; todos agradecen puntualmente a la Vírgen y quien no tiene lana es porque es un zángano ya que hasta de viene-viene y vendiendo escapularios se gana bien. Contrario a otras localidades aledañas como Lagos de Moreno, Yahualica o Jalostotitlán y San Julián en San Juan casi no hay migración a los EE.UU. porque oportunidades no faltan.

Además de trabajadores, sus pobladores son muy amables, sinceros, abiertos, cordiales; gente muy entrañable para mí y mi familia. Sobra decir que son extremadamente católicos y aunque hay cosas que no van con mi forma de pensar, sencillamente siempre los respeté, como el hecho de que allá las familias tienen de 4, 5, 6 y hasta más hijos, “críos” como les dicen, sin ningún problema o preocupación. “La Virgen siempre nos ha dado de comer a todos”.

Nunca fui coaccionado, ni presionado ni menos amenazado por mis “creencias” diría uno “a medias” o diferentes. En ese entonces lo que menos me importaba era ponerle adjetivos a mi particular forma de buscar a Dios, pero tampoco quería hacer cosas imprudentes o por mera tradición social. Mi esposa no había recibido ningún sacramento y mi hija mayor aún no era bautizada. Fue un momento de importantes decisiones, creo que bien acertadas. Me casé no sin antes meditar bien con mi esposa dos cosas: primero que ella adoptara libremente el catolicismo de manera formal y lo que significa hacer votos matrimoniales en el altar. Mi boda religiosa me costó CERO pesos, fue un precioso regalo del sacerdote que nos unió en matrimonio. La modesta fiesta, los preparativos, todo, absolutamente todo fue organizado por nuestros vecinos. Como una vez en Oaxaca a los 18 años que participé como invitado en una boda de campesinos, esa vez y otras en San Juan pude sentir en lo profundo de mi conciencia el valor del culto que desde niño sentía, y eso que “no iba” a misa sino que me llevaban (cuando mocoso el Sidartha). Cuando en enero de 1999 me propusieron en la empresa donde trabajaba irme para allá nunca me imaginé todo lo que iba a vivir y a experimentar en ese lugar, hermoso rincón de México, como tantos que hay donde, entre otras cosas, se desmiente por su propia gente la tesis de que el catolicismo es sinónimo de pobreza…. Qué equivocados están quienes estultamente se atreven a refrendar un dicho tan equívoco y exiguo al pretender su generalidad.


Vista desde un cerro aledaño al poniente de la ciudad


Un día cualquiera en sus calles céntricas
__________________
Las cosas son como son, y así hay que aceptarlas.
Citar y responder
  #38  
Viejo 27-January-2009, 16:01
Avatar de cubo
cubo cubo no ha iniciado sesión
Forista Esmeralda
 
Registrado: 18-02-08
Posts: 11,811
Predeterminado Re: MEXICO. UN PAIS EXTREMADAMENTE RELIGIOSO... ¿Y no tanto?

¡Jalostotitlán!

Las mujeres más bellas de la república viven en los altos de Jalisco. Aún cuando Manuel diga que son las sinaloenses.
Citar y responder
  #39  
Viejo 10-February-2009, 14:18
Avatar de Sidartha
Sidartha Sidartha no ha iniciado sesión
Forista Místico
 
Registrado: 29-04-08
De: Azcapotzalco, porque de ahi mero soy
Posts: 13,106
Post 25 de Febrero de 2009, Miércoles de Ceniza

Miércoles de Ceniza

El miércoles de ceniza se abre una estación espiritual particularmente relevante para todo cristiano que quiera prepararse dignamente para la preparación del misterio pascual, o sea, el recuerdo de la Pasión, Muerte y Resurrección del Señor.

Este tiempo vigoroso del Año Litúrgico se caracteriza por el mensaje bíblico que puede ser resumido en una sola palabra: "matanoeiete", es decir "Convertíos". Este imperativo es propuesto a la mente de los fieles mediante el rito austero de la imposición de ceniza, el cual, con las palabras "Convertíos y creed en el Evangelio" y con la expresión "Acuérdate que eres polvo y al polvo volverás", invita a todos a reflexionar acerca del deber de la conversión, recordando la inexorable caducidad y efímera fragilidad de la vida humana, sujeta a la muerte.La sugestiva ceremonia de la Ceniza eleva nuestras mentes a la realidad eterna que no pasa jamás, a Dios; principio y fin, alfa y omega de nuestra existencia. La conversión no es, en efecto, sino un volver a Dios, valorando las realidades terrenales bajo la luz indefectible de su verdad. Una valoración que implica una conciencia cada vez más diáfana del hecho de que estamos de paso en este fatigoso itinerario sobre la tierra, y que nos impulsa y estimula a trabajar hasta el final, a fin de que el Reino de Dios se instaure dentro de nosotros y triunfe su justicia.

Sinónimo de "conversión" es así mismo la palabra "penitencia"... Penitencia como cambio de mentalidad. Penitencia como expresión de libre y positivo esfuerzo en el seguimiento de Cristo.

Juan Pablo II, Discurso del 16-2-1983



Personalmente lamento que amplios sectores de la masa social, católicos por folclor y nada más, ignoren el o los significados de esta festividad.

Lo bueno es que la salvación es personal, no colectiva (o almenos eso es lo que he filosofado en estos años).
__________________
Las cosas son como son, y así hay que aceptarlas.
Citar y responder
  #40  
Viejo 18-February-2009, 17:34
Avatar de cubo
cubo cubo no ha iniciado sesión
Forista Esmeralda
 
Registrado: 18-02-08
Posts: 11,811
Predeterminado Re: MEXICO. UN PAIS EXTREMADAMENTE RELIGIOSO... ¿Y no tanto?

Mensaje del Papa Benedicto XVI para la Cuaresma 2009

"Jesús, después de hacer un ayuno durante cuarenta días
y cuarenta noches, al fin sintió hambre" (Mt 4,2)

¡Queridos hermanos y hermanas!

Al comenzar la Cuaresma, un tiempo que constituye un camino de preparación espiritual más intenso, la Liturgia nos vuelve a proponer tres prácticas penitenciales a las que la tradición bíblica cristiana confiere un gran valor —la oración, el ayuno y la limosna— para disponernos a celebrar mejor la Pascua y, de este modo, hacer experiencia del poder de Dios que, como escucharemos en la Vigilia pascual, “ahuyenta los pecados, lava las culpas, devuelve la inocencia a los caídos, la alegría a los tristes, expulsa el odio, trae la concordia, doblega a los poderosos” (Pregón pascual). En mi acostumbrado Mensaje cuaresmal, este año deseo detenerme a reflexionar especialmente sobre el valor y el sentido del ayuno. En efecto, la Cuaresma nos recuerda los cuarenta días de ayuno que el Señor vivió en el desierto antes de emprender su misión pública. Leemos en el Evangelio: “Jesús fue llevado por el Espíritu al desierto para ser tentado por el diablo. Y después de hacer un ayuno durante cuarenta días y cuarenta noches, al fin sintió hambre” (Mt 4,1-2). Al igual que Moisés antes de recibir las Tablas de la Ley (cfr. Ex 34, 8), o que Elías antes de encontrar al Señor en el monte Horeb (cfr. 1R 19,8), Jesús orando y ayunando se preparó a su misión, cuyo inicio fue un duro enfrentamiento con el tentador.

Podemos preguntarnos qué valor y qué sentido tiene para nosotros, los cristianos, privarnos de algo que en sí mismo sería bueno y útil para nuestro sustento. Las Sagradas Escrituras y toda la tradición cristiana enseñan que el ayuno es una gran ayuda para evitar el pecado y todo lo que induce a él. Por esto, en la historia de la salvación encontramos en más de una ocasión la invitación a ayunar. Ya en las primeras páginas de la Sagrada Escritura el Señor impone al hombre que se abstenga de consumir el fruto prohibido: “De cualquier árbol del jardín puedes comer, mas del árbol de la ciencia del bien y del mal no comerás, porque el día que comieres de él, morirás sin remedio” (Gn 2, 16-17). Comentando la orden divina, San Basilio observa que “el ayuno ya existía en el paraíso”, y “la primera orden en este sentido fue dada a Adán”. Por lo tanto, concluye: “El ‘no debes comer’ es, pues, la ley del ayuno y de la abstinencia” (cfr. Sermo de jejunio: PG 31, 163, 98). Puesto que el pecado y sus consecuencias nos oprimen a todos, el ayuno se nos ofrece como un medio para recuperar la amistad con el Señor. Es lo que hizo Esdras antes de su viaje de vuelta desde el exilio a la Tierra Prometida, invitando al pueblo reunido a ayunar “para humillarnos —dijo— delante de nuestro Dios” (8,21). El Todopoderoso escuchó su oración y aseguró su favor y su protección. Lo mismo hicieron los habitantes de Nínive que, sensibles al llamamiento de Jonás a que se arrepintieran, proclamaron, como testimonio de su sinceridad, un ayuno diciendo: “A ver si Dios se arrepiente y se compadece, se aplaca el ardor de su ira y no perecemos” (3,9). También en esa ocasión Dios vio sus obras y les perdonó.

En el Nuevo Testamento, Jesús indica la razón profunda del ayuno, estigmatizando la actitud de los fariseos, que observaban escrupulosamente las prescripciones que imponía la ley, pero su corazón estaba lejos de Dios. El verdadero ayuno, repite en otra ocasión el divino Maestro, consiste más bien en cumplir la voluntad del Padre celestial, que “ve en lo secreto y te recompensará” (Mt 6,18). Él mismo nos da ejemplo al responder a Satanás, al término de los 40 días pasados en el desierto, que “no solo de pan vive el hombre, sino de toda palabra que sale de la boca de Dios” (Mt 4,4). El verdadero ayuno, por consiguiente, tiene como finalidad comer el “alimento verdadero”, que es hacer la voluntad del Padre (cfr. Jn 4,34). Si, por lo tanto, Adán desobedeció la orden del Señor de “no comer del árbol de la ciencia del bien y del mal”, con el ayuno el creyente desea someterse humildemente a Dios, confiando en su bondad y misericordia.

La práctica del ayuno está muy presente en la primera comunidad cristiana (cfr. Hch 13,3; 14,22; 27,21; 2Co 6,5). También los Padres de la Iglesia hablan de la fuerza del ayuno, capaz de frenar el pecado, reprimir los deseos del “viejo Adán” y abrir en el corazón del creyente el camino hacia Dios. El ayuno es, además, una práctica recurrente y recomendada por los santos de todas las épocas. Escribe San Pedro Crisólogo: “El ayuno es el alma de la oración, y la misericordia es la vida del ayuno. Por tanto, quien ora, que ayune; quien ayuna, que se compadezca; que preste oídos a quien le suplica aquel que, al suplicar, desea que se le oiga, pues Dios presta oído a quien no cierra los suyos al que le súplica” (Sermo 43: PL 52, 320, 332).

En nuestros días, parece que la práctica del ayuno ha perdido un poco su valor espiritual y ha adquirido más bien, en una cultura marcada por la búsqueda del bienestar material, el valor de una medida terapéutica para el cuidado del propio cuerpo. Está claro que ayunar es bueno para el bienestar físico, pero para los creyentes es, en primer lugar, una “terapia” para curar todo lo que les impide conformarse a la voluntad de Dios. En la Constitución apostólica Pænitemini de 1966, el Siervo de Dios Pablo VI identificaba la necesidad de colocar el ayuno en el contexto de la llamada a todo cristiano a no “vivir para sí mismo, sino para aquél que lo amó y se entregó por él y a vivir también para los hermanos” (cfr. Cap. I). La Cuaresma podría ser una buena ocasión para retomar las normas contenidas en la citada Constitución apostólica, valorizando el significado auténtico y perenne de esta antigua práctica penitencial, que puede ayudarnos a mortificar nuestro egoísmo y a abrir el corazón al amor de Dios y del prójimo, primer y sumo mandamiento de la nueva ley y compendio de todo el Evangelio (cfr. Mt 22,34-40).

La práctica fiel del ayuno contribuye, además, a dar unidad a la persona, cuerpo y alma, ayudándola a evitar el pecado y a acrecer la intimidad con el Señor. San Agustín, que conocía bien sus propias inclinaciones negativas y las definía “retorcidísima y enredadísima complicación de nudos” (Confesiones, II, 10.18), en su tratado La utilidad del ayuno, escribía: “Yo sufro, es verdad, para que Él me perdone; yo me castigo para que Él me socorra, para que yo sea agradable a sus ojos, para gustar su dulzura” (Sermo 400, 3, 3: PL 40, 708). Privarse del alimento material que nutre el cuerpo facilita una disposición interior a escuchar a Cristo y a nutrirse de su palabra de salvación. Con el ayuno y la oración Le permitimos que venga a saciar el hambre más profunda que experimentamos en lo íntimo de nuestro corazón: el hambre y la sed de Dios.

...
Citar y responder
Responder

Herramientas
Estilo

Reglas del foro
Usted no puede comenzar discusiones
Usted no puede enviar respuestas
Usted no puede enviar archivos adjuntos
Usted no puede editar sus mensajes

el código BB está activado
Emotícones está activado
El código [IMG] está activado
El código HTML está activado

Ir a


Todas las horas son GMT -5. La hora es 11:49.


Foros México
Page generated in 0.27800 seconds with 9 queries